El golpe antidroga se salda con una quincena de detenidos por un alijo de 500 kilos de coca

Un bodeguero de Vilanova de Arousa torturado en un asalto a su casa en 2012 figura entre los arrestados tras la intervención en Algeciras de un contenedor con la droga

02.06.2016 | 00:50
Núñez, en el juicio contra su agresor, en Pontevedra.

El bodeguero de Vilanova de Arousa Luciano Núñez Villanueva, Chano, forma parte de la quincena de detenidos por la Guardia Civil y la Policía Nacional en una operación conjunta contra el tráfico de drogas que se está desarrollando estos días en varios puntos de España, principalmente en Galicia y Andalucía. El detonante del operativo fue la intervención en el puerto de Algeciras (Cádiz) de un contenedor en cuyo interior se encontraron en torno a 500 kilos de cocaína. La operación la dirige el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Vilagarcía de Arousa, y el martes también fue arrestado un empresario residente en Vigo, de iniciales R.J.D.F.

José Luciano Núñez Villanueva se hizo muy conocido en diciembre de 2012, cuando fue víctima de un violento asalto en su vivienda de Tremoedo, en el término municipal de Vilanova. Según su relato, tres hombres encapuchados entraron en su casa y, tras golpearle con una pistola y atarle con unas bridas, le rociaron con un líquido inflamable y le prendieron fuego, lo que le produjo heridas graves en varias partes de su cuerpo, incluidos los testículos.

El arousano, que ahora tiene 70 años, fue condenado por narcotráfico en la Nécora, pues se consideró probado que formó parte entre finales de los años 80 y principios de los 90 de un grupo de traficantes vinculado a los Charlines. No obstante, él siempre aseguró que el asalto a su vivienda no tenía nada que ver con las drogas, y que había sido únicamente para robarle. Dos años y medio después, la Guardia Civil detuvo a un hombre de Vilagarcía, José Evaristo Pose Palleiro, de 45 años, como presunto autor de los hechos, por los que fue condenado a 11 años de cárcel y al pago de 68.000 euros de indemnización a su víctima.

Pero Chano vuelve ahora a verse presuntamente implicado en un asunto de narcotráfico. A la espera de su puesta a disposición del juzgado de Vilagarcía que instruye la causa, las fuerzas de seguridad creen disponer de pruebas suficientes contra él por su supuesta participación en el alijo de cocaína de Algeciras. Fuentes consultadas señalan que el vilanovés estaba atravesando un momento económico muy delicado, y que de hecho incluso tuvo que deshacerse de la bodega de albariño que gestionó los últimos años, y con la que producía unos 120.000 litros al año.

Pero el de Núñez Villanueva no es el único arresto practicado en Galicia en las últimas horas. Fuentes solventes señalan que el número de detenciones ronda la quincena en el conjunto de España, aunque en un primer momento solo está prevista la declaración en los juzgados de nueve personas. Dos de ellas lo harán en Galicia -presumiblemente en la capital arousana entre hoy y mañana- y las otras siete en otros puntos de España.

Registro en Vigo

La operación la está desarrollando una de las unidades especiales de la Guardia Civil contra el crimen organizado y los Greco de la Policía Nacional con sede en Pontevedra, y se han practicado en torno a 15 registros. De estos, varios de ellos fueron en Galicia. Así, los agentes estuvieron el martes en la casona de Núñez Villanueva, situada en un tranquilo paraje rural de Vilanova, en Vigo, Baiona y en una localidad perteneciente al partido judicial de Redondela.

En el caso de Vigo, el registro tuvo lugar en un lujoso edificio de la calle García Barbón, una de las principales arterias de la ciudad, donde tiene su residencia un empresario de unos 50 años e iniciales R.J.D.F. Al parecer, estaba previsto también entrar en otro piso de la misma calle, pero situado en un inmueble diferente, donde tendría su sede la empresa, pero al final no se efectuó este registro. En cualquier caso, en el piso de R.J.D.F. este tenía presuntamente un despacho, y en él habría información relativa a su sociedad. También se le registraron dos vehículos, entre ellos una furgoneta Mercedes de alta gama. Asimismo, hubo entradas en apartamentos de Baiona y la zona de Redondela. En el caso del de Baiona no estaba la persona que estaba siendo buscada, que finalmente habría sido detenida fuera de Galicia. La operación se bautizó con el nombre de Bodeguilla. El juzgado decretó el secreto de sumario.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine