Kiosco

La Opinión de A Coruña

Sinatra, treinta años después

El grupo Sinatra & Jobim Project ofrece un concierto en el Garufa Club como recuerdo del concierto de Sinatra en el Coliseum en 1992

El grupo Sinatra & Jobim Project, que actúa este viernes en el Garufa Club. LOC

Este año se cumple el trigésimo aniversario del concierto de Frank Sinatra en A Coruña. El cantante norteamericano subió por última vez a un escenario en España en el Coliseum en 1992. En recuerdo de esa actuación, el Garufa Club organiza este viernes a las 22.30 horas una velada nostálgica con la participación del grupo Sinatra & Jobim Project. La agrupación la conforman cinco integrantes: Antonio Cuesta y Vaudí Calvacanti como vocalistas; René Ispierto, contrabajo; Leo Duarte, batería; y Sam Rodríguez, al piano.

Sinatra & Jobim Project es la idea tardía de José Ramón Cuesta, mánager del grupo y hermano del vocalista, Antonio Cuesta. El cuarteto de jazz se unió debido a la pandemia. José Ramón Cuesta vivía en Madrid, pero pasó el confinamiento en Asturias. Con los recuerdos y el tiempo libre se atrevió a cumplir un viejo sueño. “Un día me presenté en casa de mi hermano y le dije que iba a montar un grupo. Fue bastante fácil conseguir músicos porque estaban todos parados con la pandemia”, relata José Ramón Cuesta. Él se sumó al proyecto. “Tiene la misma tesitura de voz que Frank”, presume el representante.

Su música, por supuesto, se centró en el tributo a Sinatra. El origen se debe a una anécdota de la infancia de los dos hermanos. “Mis padres le regalaron a mi hermano Antonio un vinilo de Sinatra por Reyes. Él se quedó pillado. Se metía en su habitación a escucharlo mientras nosotros, el resto de la casa, nos reíamos de él”, recuerda.

Decidieron comenzar el proyecto adaptando a su estilo el disco de 1967 que Sinatra grabó en colaboración con el artista brasileño Antonio Carlos Jobim. “Sinatra quería cantar con Jobim y llamó a un bar de Río de Janeiro que solía frecuentar. Él se presentó en Los Ángeles para grabar, pero tuvo que esperar dos semanas porque Sinatra se había ido de vacaciones”, explica José Ramón Cuesta.

Después de varios meses de adaptación y ensayos, grabaron el disco y se presentaron en octubre de 2021 en el teatro Nuevo Alcalá de Madrid. La acogida fue un éxito, tanto entre los aficionados de la música en general como con los acérrimos de Sinatra. Llenaron en el estreno y repitieron cuatro veces en salas de la capital antes de girar por toda España. También tienen previstos bolos en Portugal y en Brasil. “Es algo que no está haciendo nadie en todo el planeta. Sitio al que vamos, sitio del que la gente sale encantadísima”, indica Cuesta.

Pretenden hacerlo también la sala Garufa. Sinatra tocó en el Coliseum de A Coruña el 5 de junio de 1992. “Fue un fracaso de concierto, solo fueron 3.000 personas. El empresario que lo organizó se arruinó con él”, cuenta José Ramón Cuesta. Solo se vendieron un tercio de las entradas, que además doblaban el precio de otras estrellas de la época. Sinatra & Jobim Project no aspira a repetir la cifra de asistencia de 1992, pero sí celebran que la actuación sea en Garufa. “Es una sala con el tamaño y el aforo ideal para nosotros”, señala el mánager del grupo de jazz.

Compartir el artículo

stats