Kiosco

La Opinión de A Coruña

Marta Ortega asume la presidencia de Inditex un día después de perder el liderato del Ibex

Las acciones de la multinacional caen un 5% en el último día de Pablo Isla como presidente de la compañía | Los títulos de la firma descienden hasta un precio de 19,78 euros, el valor más bajo desde julio de 2013

Una imagen en blanco y negro de presentación | L. O.

Cualquiera que entre en la web de Inditex y acceda a la sección de quienes somos se encontrará con una serie de hitos por años que han marcado la historia del gigante textil gallego: desde el nacimiento del grupo, la apertura de la primera tienda de Zara, la adquisición de Massimo Dutti, la salida a Bolsa, el inicio de la venta por internet o el fichaje de Pablo Isla. En 2022, el gran hito es la llegada de Marta Ortega a la presidencia no ejecutiva de la multinacional con la que se cierra el proceso de sucesión en la compañía. Tras el anuncio del pasado mes de noviembre, será hoy cuando tome posesión oficial del cargo. Y lo hará justo un día después de que la empresa perdiese el cetro del Ibex, tras más de una década en lo más alto del selectivo.

En mayo de 2012, once años después de debutar en la Bolsa, el grupo fundado por Amancio Ortega se convirtió en la firma española más valiosa por capitalización bursátil, tras superar a Telefónica, que perdió la primera posición tras 21 meses de liderazgo. Después llegaron momentos de euforia con la acción por encima de los 30 euros en los meses anteriores al inicio de la pandemia y un valor superior a los 100.000 millones.

Pero desde entonces, la cotización de Inditex no da más que malas noticias a los inversores. Ayer, los títulos de la multinacional lideraron las caídas del Ibex 35 con un descenso del 5%, en el último día de Pablo Isla como presidente de la empresa. Como consecuencia, fue superada por Iberdrola, que se situó al frente del selectivo español por capitalización.

El grupo gallego cerró la jornada con una capitalización de 61.647 millones, mientras que la energética lo hizo con 63.800 millones tras cerrar la sesión con un ligero descenso del 0,18%.

Los títulos de la firma gallega se desplomaron hasta un precio de 19,78 euros, el valor más bajo desde julio de 2013. Un suelo que no había tocado ni en el peor momento de la pandemia hace dos años.

Desde el inicio de la guerra de Ucrania, el pasado 23 de febrero, las acciones de Inditex se han devaluado un 19,6%. En lo que va de año, la caída alcanza el 30,6% y un 29% desde el pasado 30 de noviembre, cuando se anunció el relevo en la presidencia. Solo con respecto a comienzos de año se ha dejado algo más de 27.600 millones, de los que 15.000 han sido desde que arrancó el conflicto ucraniano.

Y eso que la multinacional ha intentado hacer más atractiva la acción. El pasado 16 de marzo, anunció que retribuirá este año a sus accionistas con 2.898 millones, tras elevar un 33% el dividendo, hasta 0,93 euros por acción. Abonará un dividendo ordinario de 0,63 euros y uno extraordinario de 0,30. Este pago se distribuirá en dos fases iguales: 0,465 euros el 2 de mayo y 0,465 euros el 2 de noviembre. Además, el consejo acordó establecer un dividendo extraordinario de 0,40 euros por acción para el ejercicio 2022, que se sumará al ordinario para ser distribuido a lo largo de 2023. Sin embargo, este agresivo movimiento de retribución a sus accionistas aún no ha surtido efecto.

A partir de hoy, Marta Ortega, como presidenta no ejecutiva, y Óscar García Maceiras, como consejero delegado, toman las riendas de manera oficial de la empresa bajo la lupa de los inversores que tienen en sus manos que la acción se siga devaluando o comience a subir.

Una imagen en blanco y negro de presentación

El departamento de comunicación de Inditex envió ayer a todos los medios una fotografía de Marta Ortega con motivo de su llegada a la presidencia de la multinacional. Llama la atención que la primera imagen oficial que ha distribuido el grupo sea en blanco y negro y que tenga una factura muy similar a las que realizaba el fotógrafo Peter Lindbergh del que Marta Ortega era un gran admirador. Justo ayer fue el último día que estaba abierta la exposición para ver las imágenes del prestigioso fotógrafo, promovida por la presidenta de Inditex en el muelle de la Batería, en A Coruña.

Zara, segunda marca más valiosa

Santander, Zara, El Corte Inglés, BBVA y Movistar son las cinco marcas más valiosas de España, según el último informe España 100 2022 de Brand Finance, que precisa que el valor total de las 100 marcas mas importantes de España es de 109.075 millones de euros, un 5% más que en 2021. Santander sigue siendo la marca más valiosa por tercer año consecutivo y lidera el ranking, con un valor de 13.300 millones, seguido por Zara, el buque insignia de Inditex, con un valor de 11.207 millones. En el tercer puesto, pero a gran distancia en cuanto a valor de marca, se encuentra este año El Corte Inglés, que desbanca a Movistar, con un valor de marca de 6.063 millones. Por detrás se encuentran BBVA (5.900 millones), Movistar (5.500), Mercadona (5.400), Repsol (5.300), CaixaBank (3.700), Iberdrola (3.700) y Mapfre (3.200). En textil, veinte compañías del sector fueron analizadas en el estudio de mercado de las que seis logran formar parte de las 100 más valiosas de España. Según el estudio, que analiza las percepciones hacia las marcas del sector, Zara es la firma con mayor puntuación en familiaridad y la segunda más considerada. El buque insignia de Inditex, la marca número dos del ranking multisectorial, sigue liderando la clasificación textil, al tiempo que Mango es la única del sector que escala un puesto en el ranking de fortaleza, a pesar de decrecer 0,5 puntos, y es la sexta que registra mayor pérdida de valor (-21%) y la cuarta que más cae: siete posiciones.

Compartir el artículo

stats