Una avería en un colector provoca el cierre de Rubine durante 10 días

La arena arrastrada por el temporal bloqueó tubos de la red - El fuerte oleaje causó desprendimientos de rocas en las Esclavas y rompió 12 bancos del paseo

10.02.2016 | 12:31
Una avería en un colector provoca el cierre de Rubine durante 10 días

La avenida de Rubine permanecerá cortada al tráfico durante, al menos, diez días, debido a la avería que se registró ayer en un colector de la red de saneamiento. Parte de la arena que trasladó el temporal a la zona se coló al pozo, que tiene alrededor de ocho metros de profundidad y 1,5 de diámetro, lo que provocó la obstrucción de algunos de los tubos de la red. Los operarios que excavaron para retirar la arena acumulada detectaron que el colector estaba deteriorado, por lo que decidieron sustituirlo, según informó ayer la Concejalía de Rexeneración Urbana e Dereito á Vivenda. Para ejecutar los trabajos abrieron un socavón en la zona que atrajo a muchos curiosos. La calle permanece cortada desde ayer a las ocho de la mañana.

Los servicios de emergencias trabajaron desde ayer por la mañana para reparar los desperfectos ocasionados por el temporal durante la madrugada del lunes al martes. La mayoría se registraron en el paseo marítimo, que estuvo cortado desde las 06.00 hasta las 11.00 horas entre las Esclavas y la calle Modesta Goicouría. Tras las restricciones por el temporal y las obras de reparación del socavón, el tráfico en el paseo marítimo se ha normalizado hoy. A primera hora de esta mañana la Policía Local informaba de que en el tramo de Riazor, entre avenida de Buenos Aires y Rubine, se habilitaron dos carriles en cada sentido.

El fuerte oleaje causó desprendimientos de rocas de gran tamaño en las Esclavas y rompió 12 bancos del paseo marítimo. El resto, los movió, al igual que las tapas de las alcantarillas. El alumbrado público y la red semafórica también sufrieron los efectos del temporal. Los servicios de emergencias del Ayuntamiento trabajaron ayer durante todo el día para reparar los desperfectos. Desde primera hora de la mañana las máquinas trabajaron para retirar la arena que se acumuló en el paseo marítimo y en zonas colindantes como la avenida de Rubine o la calle Modesta Goicouría.

El paseo marítimo permaneció cerrado todo el día. Algunos vecinos se aproximaron a la zona para disfrutar del oleaje. El Concello recomienda evitar las áreas de riesgo, ya que hoy continúa la alerta naranja por fenómenos costeros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine