03 de mayo de 2019
03.05.2019
La Opinión de A Coruña

Una noche para volver a pasear por el centro

Los comerciantes de la zona Obelisco celebran hoy la Noche Blanca con descuentos, regalos y degustaciones || También habrá un área infantil

02.05.2019 | 21:42
Un dependiente de Fimsbury coloca la alfombra roja para la Noche Blanca.

Ochenta comercios de la calle Real y alrededores ofrecerán hoy, en su Noche Blanca, descuentos de entre el 20 y el 50%, sorteos y regalos. Los clientes, por sus compras, recibirán rascas para conseguir palomitas, pinchos y consumiciones. En la Marina se impartirán cursos de reanimación cardiopulmonar

Doce horas de descuentos, música, regalos y degustaciones. Así es la Noche Blanca que organizan hoy los comercios de la zona Obelisco, que permanecerán abiertos hasta la medianoche. Será una jornada de compras y comidas pero también de paseos. "Es un día para que la gente vuelva al centro, ya que se ha perdido esa costumbre de pasear por la calle Real y sus alrededores. La Noche Blanca es la disculpa para hacerlo", señala el presidente de la Asociación Zona Comercial Obelisco, Antonio Amor, quien explica que esta iniciativa "permite dar a conocer las tiendas nuevas y las que no lo son tanto".

Un total de 80 comercios y locales de hostelería se han unido a la Noche Blanca. Y no solo de la calle Real, también de San Andrés, Torreiro, San Nicolás, Riego de Agua, Estrella, rúa Nueva, Olmos, Galera y plaza de María Pita. "Los que salen más beneficiados son los hosteleros porque la gente siempre se para a tomar algo o cenar", apunta Amor.

En las tiendas habrá descuentos de entre el 20 y el 50% así como sorteos y regalos. O Ceo, en San Andrés, sorteará una cesta valorada en 250 euros entre todos sus clientes y Chocolat Factory dará bolsitas de chocolate por compras superiores a diez euros. "Los clientes podrán cortarse el pelo en una peluquería mientra degustan un gintonic", comenta.

Además, por cada compra se repartirán rascas para conseguir garrapiñadas, palomitas, pinchos, consumiciones y algodón de azúcar, que se repartirán en puestos ubicados por la calle Real. No faltar´´a la música, con DJ y bandas en Riego de Agua, San Nicolás y Obelisco. La tuna de veteranos amenizará la fiesta por toda la zona, al igual que los zancudos. "El tiempo acompañará así esperamos mucha gente porque en las últimas llovió", recuerda Antonio Amor.

La novedad este año son los talleres de reanimación cardiopulmonar para niños y adultos, que se impartirán en la Marina. Habrá también una exposición vehículos 4x4 y un parque infantil para el disfrute de los más pequeños, donde habrá hinchables y una gran variedad de juegos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es