08 de noviembre de 2019
08.11.2019

El 'precio' de la teleasistencia

El Gobierno local se propone que este servicio de atención a mayores llegue a más usuarios, pero la gratuidad que anunció para 2020 ya existe desde hace años

07.11.2019 | 22:40
Una miembro de Cruz Roja y una mujer, en la sede de la entidad.

La aparición de dos ancianos fallecidos en sus domicilios ha reactivado esta semana el debate en la ciudad sobre la asistencia y atención con que cuentan los mayores que viven solos. El Ayuntamiento ofrece, entre otros programas, un servicio de teleasistencia domiciliaria, cuya regulación se establece en una ordenanza en vigor desde febrero de 1999, hace más de veinte años. Ahora, se propone simplificar el procedimiento y ofrecérselo a los mayores sin esperar a que sean ellos quienes lo pidan. Pero la gratuidad del servicio que ha anunciado para 2020 ya existe en la práctica porque la teleasistencia que tiene contratada con Cruz Roja, con 1.624 usuarios en 2018, cubre el coste del servicio, sin exigir desembolso a los beneficiarios.

¿En qué consiste el servicio municipal de teleasistencia domiciliaria? Es una atención ininterrumpida, 24 horas al día los 365 días del año, para dar respuesta a situaciones de riesgo de los usuarios, que cuentan con un sistema de comunicación conectado a su línea telefónica que les permite contactar con la central de alarma en caso de emergencia, como puede ser, por ejemplo, una caída que les impida levantarse. El sistema se activa pulsando un medallón o pulsera, que permite al usuario hablar con el centro de atención para solicitar asistencia.

¿Quién puede acceder a ese servicio? En cualquier momento del año, lo pueden solicitar al Ayuntamiento "personas cuyas limitaciones físicas y/o psíquicas les impidan o dificulten pedir ayuda o avisar a familiares y servicios médicos en caso de urgencia y que requieran de la utilización de dispositivos de alarma y control". Deben "vivir o estar solas" y "padecer patologías o tener limitaciones personales por las que se encuentren en situaciones de especial fragilidad o vulnerabilidad".

¿Qué requisitos se deben cumplir? Servicios Sociales exige para conceder el servicio que el solicitante esté empadronado y resida en el municipio, que disponga de línea telefónica „preferiblemente fija„, que no padezca limitaciones auditivas y que pertenezca al colectivo al que va dirigido, es decir, mayores solos con limitaciones físicas o psíquicas.

¿Qué documentación se debe presentar? Según recoge la Concejalía de Servicios Sociales en su página web, los solicitantes deben acreditar los ingresos de los miembros de la unidad familiar que conviven con ellos, la fotocopia de la declaración de la renta o certificado negativo de la misma, y un informe médico.

¿Qué trámites se deben cumplir? Una entrevista domiciliaria de valoración con personal técnico municipal y que se concertará previamente vía telefónica, indica Servicios Sociales.

¿Quién presta el servicio? El Ayuntamiento presta la teleasistencia domiciliaria en la actualidad a través de Cruz Roja, que se adjudicó en 2018 el último concurso convocado. El Ayuntamiento paga anualmente a la entidad 265.000 euros por esta prestación, que, el año pasado, llegó a 1.624 usuarios, 1.349 mujeres y 275 hombres, un 22,35% más que en 2017. El contrato actual tiene una vigencia de cuatro años, con opción de dos más de prórroga.

¿Qué tarifa tiene la teleasistencia? La ordenanza fiscal número 18 regula las tasas por prestación de servicios domiciliarios. En su artículo 5.5 fija en cinco euros mensuales la tarifa de la teleasistencia domiciliaria. La ordenanza recoge expresamente que la teleasistencia es el único servicio domiciliario prestado por el Ayuntamiento en el que no hay bonificaciones en función de la renta económica del usuario.

¿Los usuarios pagan por este servicio? Ningún beneficiario de la teleasistencia paga en la actualidad por recibir este servicio, según han confirmado tanto el anterior Gobierno local como el actual. El coste es asumido íntegramente desde hace años por el Ayuntamiento a través del contrato con Cruz Roja, también en mandatos anteriores a PSOE y Marea Atlántica.

¿Qué cambios en el servicio prepara el actual Ejecutivo? El Ayuntamiento elabora en la actualidad un censo de personas mayores en la ciudad, primer paso, dice, para ampliar la teleasistencia. Identificados los ancianos, en especial los que viven en soledad, el Ayuntamiento pretende dirigirse a aquellos que más lo precisen para ofrecerles el servicio, comenzando por los mayores de 80 años. Ahora, asegura, la iniciativa de la solicitud parte del posible beneficiario, no se da una búsqueda activa de personas necesitadas de teleasistencia desde la Administración. También pretende simplificar los trámites, eliminando la visita a domicilio para la valoración del candidato y reduciéndolos a una entrevista personal para que los técnicos de Servicios Sociales evalúen si el solicitante cumple los requisitos.

¿Cómo se sufragará este coste? Aunque el Gobierno local anunció el martes que la teleasistencia sería gratuita, en realidad ya lo es ahora, como lo ha sido a lo largo de los últimos años. Marea Atlántica, al frente del Ejecutivo el pasado mandato, recriminó el anuncio al Gobierno local: "La teleasistencia hace muchos años que es gratuita en A Coruña. El Gobierno del PSOE va a tener que trabajar más sus medidas estrella de Servicios Sociales". El Ejecutivo socialista, que terminó reconociendo esa gratuidad, concretó que en 2020 elevará la partida presupuestaria de teleasistencia para cubrir la previsible subida en el número de usuarios. El Gobierno local, a través de un portavoz, también avanzó que se analizará si esa gratuidad debe seguir siendo universal o si debe establecerse en función de los ingresos de los solicitantes.

¿Qué recomienda el departamento de Servicios Sociales? En su memoria de gestión de 2018, Servicios Sociales, entonces denominada Xustiza Social, avanzaba, entre sus recomendaciones, la necesidad de aprobar una nueva ordenanza municipal de servicios domiciliarios para actualizar y mejorar la que está en vigor desde febrero de 1999. También incluía "establecer un nuevo requisito de carácter económico „renta per cápita máxima„ para el acceso a estos servicios", es decir, establecer una cifra de ingresos a partir de la cual el solicitante no podría disfrutar de la teleasistencia municipal. Otras medidas aconsejadas pasan por "revisar los criterios de concesión, para establecer nuevos procedimientos y baremos", y "mejorar el procedimiento, acortando tiempos admitiendo las valoraciones hechas por profesionales de otros servicios externos del Sergas", de los que cita el Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña y los centros de salud.

¿Qué otro nuevo plan municipal hay para paliar la soledad de los mayores? El actual Gobierno local se ha comprometido esta semana a continuar el programa Redeiras, impulsado por Marea Atlántica al final de su mandato. Este programa, al que se han adherido medio centenar de entidades y locales de la ciudad, como farmacias, busca crear una red social dentro del entorno más cercano de los mayores que viven solos para comunicar cualquier incidencia, como que pasen varios días sin tener noticias del anciano.

¿Se creará algún nuevo órgano municipal en relación a los mayores? La Corporación municipal aprobó ayer por unanimidad una moción de Ciudadanos para la constitución, "a la mayor brevedad posible", del Consejo Municipal de Personas Mayores. Este órgano consultivo, según el texto, representaría a las personas mayores ante el Ayuntamiento y otras entidades, a las que trasladaría "en donde incrementar los recursos necesarios que les impliquen en la elaboración de proyectos destinados a mejorar sus vidas. La decisión última de constituir este consejo corresponde al Gobierno local.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook




Elecciones Generales 2019

Domingo 10 de Noviembre de 2019, España

Congreso de los Diputados

esquelasfunerarias.es