Inditex ha atravesado el difícil escenario que ha impuesto la pandemia de coronavirus con unas ganancias de 1.106 millones de euros en el ejercicio fiscal de 2020 -cerrado en enero pasado-, lo que supone un descenso interanual del 69,6 % (3.639 millones en 2019) y la menor ganancia desde la crisis de 2009. Las ventas del gigante textil fundado por Amancio Ortega sumaron 20.402 millones bajo el impacto de los cierres y las restricciones, un 28 % menos que en el ejercicio anterior, lo que ha comunicado este miércoles a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Una de los avances del grupo presidido por Pablo Isla durante la pandemia del coronavirus para Inditex ha sido la venta en línea, con un incremento del 77 % a tipo de cambio constante en 2020, hasta 6.612 millones, al tiempo que las horas de venta en sus tiendas físicas se redujeron un 25,5 % respecto a 2019. De hecho, y según informa la compañía, a 31 de enero de 2021 el 30 % de las tiendas estaban en cierre total (frente al 8 % a 31 de octubre de 2020) y el 52 % tenían restricciones. En cambio, las visitas en internet en 2020 alcanzaron los 5,3 miles de millones, un 50 % más, con 200 millones de seguidores en redes sociales del grupo y 132 millones de aplicaciones activas.

Inditex está a punto de inaugurar un nuevo edificio en el recinto de su sede central, situada en el polígono de Sabón (Arteixo), donde se ubicarán los servicios de Zara.com, incluidos los platós con luz natural para las imágenes de las plataformas online de la firma, y el espacio de trabajo del equipo multidisciplinar que coordina la Inditex Open Plattform (IOP), base de todo el sistema de integración es la plataforma tecnológica del grupo.

El nuevo edificio de Zara.com, mucho más que un plató para la tienda online Redacción

El beneficio bruto de explotación (ebitda) fue de 4.552 millones, un 40 % menos que en el ejercicio precedente.

MERCADOS

Por zonas geográficas, las ventas en tienda y en línea en España supusieron el 14,6 % del total (15,7 % en 2019), mientras que Europa sin España representó el 48,7 % (46 % en 2019); Asia y resto, el 23,2 % (22,5 %), y América, el 13,5 % (15,8 %).

Por formato, las ventas de Zara y Zarahome figuran a la cabeza en 2020 con 14.129 millones, 5.435 millones menos que en 2019; seguido por Pull&Bear (1.425 millones), Massimo Dutti (1.197 millones), Bershka (1.172 millones) Stradivarius (1.283), Oysho (522) y Uterqüe (75).

La posición financiera neta alcanzó los 7.560 millones a 31 de enero de 2021 (8.060 millones en 2019), con unas inversiones en 2020 de 713 millones. En cuanto a la política de dividendo, el Consejo de Administración de Inditex propondrá a la junta de accionistas un dividendo de 0,70 euros por acción para el ejercicio 2020, compuesto por un ordinario de 0,22 euros y un extraordinario de 0,48 euros por acción. El dividendo se compone de dos pagos iguales de 0,35 euros por acción que se efectuarán el 3 de mayo de 2021 y el 2 de noviembre de 2021, en tanto que los restantes 0,30 euros de dividendo extraordinario se pagarán en el ejercicio 2022, ha informado el grupo.

Las inversiones en el periodo 2020-2022 alcanzarán unos 900 millones anuales, en tanto que la inversión digital se espera en el entorno de 1.000 millones a lo largo de estos 3 próximos años.