Kiosco La Opinión de A Coruña

La Opinión de A Coruña

Hiperxel tiene cinco días para sellar su rescate con quitas de hasta el 85%

El plan, con la inyección de 2,8 millones del fondo propietario, expira el lunes | Incluye la entrada de 26.000 cajas de mercancía para Navidad

Fachada de una tienda de Hiperxel. | // IÑAKI OSORIO

“A medio y largo plazo, una vez se reduzcan los pasivos y se difieran una parte de los pagos a futuro, Xeldist es razonablemente viable”. Es un extracto del plan de reestructuración de Hiperxel (marca comercial de la cadena de congelados), elaborado por Ayan Concursal con el objetivo de reducir la deuda de la sociedad, retrasar el pago de las facturas pendientes y, a la postre, evitar su liquidación. A la cadena, que plantea quitas de hasta el 85%, se le termina el tiempo.

Resilience Partners es el coordinador y advisor en España del fondo Certior, de capital finlandés pero con sede en Luxemburgo. Ellos prestaron al anterior gestor Juan José Villamizar los 9 millones que le costó la compra de Hiperxel.

El binomio Resilience-Certior pondrá sobre la mesa 2,8 millones para salvar la quiebra y la campaña de Navidad —ambos elementos van de la mano—, pero su oferta tiene fecha de caducidad: el plan tiene que estar firmado por el grueso de los acreedores y el nuevo proveedor estratégico antes del 5 de diciembre.

Y el plan tiene muchos condicionantes. El análisis realizado por Ayan establece que la capacidad de generación de caja de las tiendas será insuficiente para el pago de las deudas, de ahí la reestructuración de las mismas y un calendario de pagos. De forma general, a los acreedores se les aplicará una quita del 50%, a excepción de los de carácter financiero, en la que alcanzará el 85%.

A los dueños de los locales comerciales (son 92) se les pagarán todos los importes pendientes el 31 de diciembre, y el acuerdo establece un marco distinto para Frigalsa (proveedor logístico) o Factor Energía. Tampoco se les detraerá ninguna cantidad a los trabajadores, a los que se les deben más de 520.000 euros. Están descartados, de momento, los despidos.

Si Resilience-Certior ponen cash, la generación de caja en lo que respecta a la mercancía será cosa de la compañía Casalnova con un acuerdo que tendrá vigencia para estas Navidades —con el aprovisionamiento de 25.928 cajas de mercancía—, por importe de 1,5 millones de euros, y las próximas, con otros 2 millones en productos para rellenar las neveras.

Compartir el artículo

stats