El Concello de Culleredo ha iniciado los trabajos para la renovación integral del campo de fútbol de Tarrío, uno de sus grandes proyectos en materia de infraestructura deportiva, que permitirá mejorar notablemente sus prestaciones para los clubes deportivos, las peñas y el colegio, que se encuentra junto a la instalación.

La actuación comprenderá la instalación de césped artificial en el terreno, que actualmente es de grava, que además será ampliado. Será hierba artificial de última generación, específica para la práctica deportiva.

Después de la reforma el campo estará habilitado para albergar partidos de fútbol 11 y de fútbol 7. A nivel de equipamiento, el Concello dotará al campo de porterías de las dos modalidades y de banquillos de 10 plazas.