El BNG de Bergondo ha presentado sus propuestas para el presupuesto de 2022. El concejal David Carro plantea reservar partidas para adquirir terrenos que permitan construir equipamientos como un centro de día o una nueva escuela infantil, un centro social en Rois o un local polivalente en O Pedrido que dé servicio a los clubes deportivos del municipio y a las asociaciones de la zona.

La formación nacionalista reclama además que se reserven fondos en los próximos presupuestos para convocar nuevamente las ayudas dirigidas a pequeñas empresas y autónomos para paliar las pérdidas ocasionadas por la pandemia y que se incluyan también partidas para la reactivación de las actividades sociales, culturales y deportivas.

David Carro propone también la inclusión de partidas para pequeñas obras, como un plan de acondicionamiento de los parques infantiles, la recogida de pluviales en Montecelo y Armuño o el repintado de los locales sociales de Guísamo y Mariñán.

A la espera en Sada

Los grupos de la oposición en Sada, PSOE y PP, han criticado nuevamente al Gobierno local por gobernar con las cuentas prorrogadas y no presentar un proyecto contable para 2021. Socialistas y populares denuncian los problemas de planificación y gestión que se derivan de esta carencia. El Ejecutivo todavía no ha presentado un borrador de las cuentas para el próximo ejercicio.

Betanzos ha iniciado los trámites para la votación de los presupuestos participativos, a los que destinará 100.000 euros. Oleiros es el único concello de la comarca que ha dado luz verde inicial al presupuesto de 2022.