El Concello de Oza-Cesuras ha desvelado ya sus planes para el antiguo sanatorio de tuberculosos de O Paraxón tras abrir un proceso de participación pública para recabar las sugerencias vecinales con la cooperación de la Reserva de Biosfera Mariñas Coruñesas e Terras do Mandeo.

El Ayuntamiento informa en redes sociales que este emblemático inmueble diseñado por Rafael González Villar tendrá una nueva vida como albergue de peregrinos y edificio de usos múltiples.

Este antiguo sanatorio, que entró en la Lista Roja del Patrimonio en 2007 y que se somete actualmente a la primera fase de su rehabilitación, fue objeto de innumerables promesas, todas incumplidas hasta ahora. En pleno proceso de fusión, la Xunta se comprometió a recuperar este edificio como centro de día y residencia y llegó a difundir los planos de un anteproyecto y a poner cifras a su apuesta: 1, 2 millones.

La posibilidad de reconvertir este edificio en albergue de peregrinos fue apuntada ya por el Gobierno local en marzo de 2022. El Ejecutivo había sopesado antes otras opciones, incluida una escuela de hostelería.