Los heridos graves en accidentes de tráfico suben por primera vez tras tres años de caída

Más de medio millar de personas fueron hospitalizadas en 2014 tras un siniestro - Son casi la mitad que en 2008 y un 62% por debajo de los de hace una década

24.08.2015 | 16:01
Un agente controla el tráfico en un tramo de autovía tras un accidente de una furgoneta con heridos.

El año pasado fue negro para las carreteras gallegas porque después de ocho ejercicios consecutivos en los que las cifras de fallecidos en accidentes de tráfico habían descendido, en 2014 se registraron 112 víctimas mortales, 14 más que suponen un incremento del 14% respecto a 2013. La evolución en 2015 es irregular con aumentos pronunciados de la accidentalidad en enero y en abril. Los últimos datos de Tráfico sitúan a julio como uno de los meses con más fallecidos en las carreteras gallegas, con nueve casos, si bien el número de víctimas mortales hasta julio se sitúa en 48, la misma cifra que en el mismo periodo del año pasado.

El cambio de tendencia que se produjo en 2014 también quedó patente en el número de heridos graves, que el año pasado llegaron a los 535, una quincena y casi un 3% más que el ejercicio anterior. Este repunte se produce después de que en 2013 la cifra de hospitalizados tras un accidente en la carretera bajase en 130 personas, de 650 a 520. Desde 2010 no se producía un repunte de este tipo. En ese año el número de heridos pasó de 816 a 871 con medio centenar más de casos. Pese al aumento del último año, las 535 personas con heridas de consideración grave contabilizadas en 2014 son casi la mitad que los 1.006 de hace seis años y un 62% menos que los 1.373 de hace una década. Según los datos del sector del transporte, por cada fallecido en un accidente de circulación se producen seis heridos cuya gravedad requiere el ingreso hospitalario y unos 51 que precisan asistencia médica. La proporción del año pasado entre los 112 muertos respecto a los 535 heridos graves es de un 4,7 y se convierte en la segunda más alta de toda la década. La media en este periodo se sitúa en 4,4 personas con heridas de gravedad por cada víctima mortal. El índice del año pasado se superó en 2013 con cinco casos de heridos hospitalizados por cada fallecido en un siniestro, en concreto, 520 personas graves y 98 que perdieron la vida en las carreteras gallegas.

En cuanto al número de muertes en la red viaria de la comunidad, el año se saldó con 14 más que el anterior, al pasar de 98 a 112. Este dato rompe la tendencia a la baja de los últimos diez años, pero aún así es la segunda más reducida después de 2013. De hecho, las víctimas mortales de 2014 son 254 menos (-70%) en comparación con 2004. La Dirección General de Tráfico (DGT) se ha propuesto reforzar los controles de los factores que intervienen en la accidentalidad como el exceso de velocidad o el consumo de alcohol y drogas. Una de las campañas se encamina a concienciar a los peatones de la necesidad de usar chalecos reflectantes y así prevenir atropellos. En 2014 hay que lamentar la muerte de 17 personas que fueron arrolladas por algún vehículo mientras caminaban por la calzada -una menos que en 2013- de las que solo uno usaba el chaleco.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

 

El periódico continuará ofreciendo, día a día, segundo a segundo a través de su web, el aire fresco que introdujo en 2000 en el panorama informativo coruñés

 

Enlaces recomendados: Premios Cine