La Xunta cubre con paja tierras quemadas en Porto do Son para que no se las lleve el agua

Durante el verano ardieron más de 1.000 hectáreas en la zona

06.10.2016 | 01:05
La conselleira de Medio Rural saluda a los operarios.

La Xunta está aplicando la técnica de helimulching en las tareas de recuperación que se llevan a cabo en Porto do Son, tras los incendios forestales que afectaron este verano al municipio coruñés. Esta técnica consiste en cubrir de paja el suelo de zonas quemadas para protegerlo de la erosión del agua y evitar que el arrastre de tierras por lluvias pueda a afectar al lecho de ríos y mares. La población sonense ha sido una de las más afectadas por las llamas en este período estival, ya que allí han ardido más de 1.000 hectáreas en distintos fuegos que han dañado incluso zonas de patrimonio histórico como los castros de Baroña. La conselleira de Medio Rural, Ángeles Vázquez, visitó ayer la zona para supervisar las tareas de recuperación de montes. En concreto, ayer se procedió con la técnica de air mulching, que consiste en lanzar esa paja de trigo desde helicópteros.

En los últimos días se realizan labores como el reestablecimiento de cierres para el ganado, la eliminación de madera sin valor de mercado para mejorar la regeneración, así como la recuperación de infraestructuras de protección de terrenos forestales, entre otros.

La Xunta destina en su presupuesto 6 millones para este tipo de labores que hacen especial hincapié en el control de los riesgos hidrológicos y en la prevención de los procesos de degradación de los suelos afectados. La conselleira apuntó que está abierto el plazo de solicitud de ayudas de la Xunta para compensar las pérdidas por los incendios forestales del verano.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

 

El periódico continuará ofreciendo, día a día, segundo a segundo a través de su web, el aire fresco que introdujo en 2000 en el panorama informativo coruñés

 

Enlaces recomendados: Premios Cine