Kiosco

La Opinión de A Coruña

Los jardineros, con su nuevo contrato paralizado desde junio, solicitan reunirse con la alcaldesa

Piden eliminar las discriminaciones salariales que sufren y que, defienden, se mantienen en el concurso | Los bibliotecarios piden al Gobierno local que asegure sus salarios ante las dificultades de la concesionaria

Operarios durante una tala de ejemplares afectados por un hongo. Queiruga / Roller Agencia

El comité de empresa de Althenia, la concesionaria de los tres contratos que realizan el mantenimiento de los jardines y parques ordinarios de la ciudad, ha solicitado esta semana por registro una reunión con la alcaldesa, Inés Rey, en relación al concurso para el nuevo contrato, paralizado desde junio por alegaciones sindicales y del sector. Los trabajadores denuncian que existe discriminación salarial y de condiciones laborales entre los trabajadores, y que las condiciones del concurso las mantendrán.

En su escrito a la regidora, los empleados indican que ya pidieron un encuentro cuando acudieron al pleno municipal de junio, sin obtener respuesta, y reclaman reunirse para dar “una solución negociada a la actual situación laboral y social que padece parte del personal del servicio” de jardines.

El origen de las diferencias salariales, según el comité de empresa, proviene de que antes de 2015 había tres compañías que prestaban el servicio en lotes diferentes. En una de ellas, Cespa, los empleados consiguieron una paga más, así como beneficios sociales. En 2015 Althenia se quedó con los tres lotes y heredó estas condiciones, pero no las trasladó al resto de empleado.

Desde entonces, señalan los trabajadores, algunos de los empleados han ido cambiando de lote, y se da la situación de que dos trabajadores realizan las mismas tareas con diferentes condiciones. “Tienes un compañero que está trabajando a tu lado, desarrollando las mismas funciones, pero salarios diferentes”, explica el presidente del comité de empresa, David Ferreiro.

Los representantes de los trabajadores demandan la unificación de las condiciones laborales, y que en el concurso se asignen los trabajos de jardinería en una única concesión para toda la ciudad. También proponen sacar, si el Ayuntamiento lo considera pertinente, “lotes especializados” que se asignen de manera independiente para cuestiones como desbroces o mobiliario urbano que requieran material y habilidades diferentes a las de los jardines.

El contrato con Althenia está actualmente en prórroga forzosa desde junio de 2021, y, el nuevo concurso que ha empezado el Ayuntamiento quedó suspendido el pasado 15 de junio por el concejal de Economía, Hacienda y Régimen Interior, José Manuel Lage, después de que se interpusieran denuncias por parte de UGT y de la Asociación de Empresas de Gestión de Infraestructura Verde (Aseja).

Crisis de bibliotecas

También reclaman una solución definitiva al Concello los empleados de LTM Servicios Bibliotecarios, la concesionaria de las bibliotecas municipales externalizadas, que ya fueron a la huelga en julio por retrasos en el cobro de la paga extraordinaria.

Los trabajadores afirman que el Concello ha planteado sacar un nuevo contrato y que temen nuevos problemas para cobrar en los próximos meses ante las dificultades económicas de la empresa. Señalan que la concesionaria no les ha comunicado que demande rescindir el contrato, como publicó este diario en base a conversaciones con miembros del comité de empresa.

Compartir el artículo

stats