Kiosco La Opinión de A Coruña

La Opinión de A Coruña

El Dépor sale perdiendo en potencial

El rendimiento en las primeras seis jornadas pone en duda la teórica mejoría del plantel con respecto a la anterior campaña - Traba: “El nivel de la plantilla ha empeorado” - Agulló: “La del año pasado era mejor”

Los futbolistas del Deportivo, sobre el césped de Riazor durante un entrenamiento. | // VÍCTOR ECHAVE

“Pensamos que el nivel de la plantilla sube”. Era la percepción del secretario técnico del Deportivo, Carlos Rosende, que hizo pública el pasado 2 de septiembre, al día siguiente de cerrar el mercado veraniego satisfecho por las doce incorporaciones, más la continuidad de futbolistas importantes como Ian Mackay o Alberto Quiles. Sobre el verde, hasta el momento, no están luciendo esos mimbres a priori de garantías para pelear por el ascenso a Segunda División. Solo han transcurrido seis jornadas, pero el rendimiento del equipo, individual y colectivo, está muy por debajo del de la pasada temporada a estas alturas. Surgen cada vez más voces críticas que cuestionan no solo al técnico, Borja Jiménez, sino también la calidad y la confección del grupo de futbolistas que está a sus órdenes. “El nivel de la plantilla para mí ha empeorado, totalmente”, sentencia José Manuel Traba, en sintonía con otro histórico del Deportivo como Jaime Agulló: “La del año pasado era mejor, más completa”.

  • Debilidad defensiva. Seis tantos en seis jornadas ha encajado el Deportivo en este arranque de campaña en el que los rivales, con muy poco, han conseguido batir la portería de Mackay. A gol en contra por encuentro, un lastre a la hora de tratar de sacar los partidos adelante. En la retaguardia salieron Héctor, Aguirre y Trigueros, y llegaron Raúl, Retuerta y Pablo Martínez, pero la fiabilidad atrás parece haber menguado con respecto al curso anterior, al menos por lo visto hasta la fecha. “Lo más preocupante es la parte defensiva. Es lo más importante y el equipo muestra una debilidad mucho más grande que el año pasado —argumenta Traba—. Tampoco se jugaba bien pero teníamos la virtud de ser superiores en las áreas a la hora de defender y de finalizar las jugadas. Este año eso el Dépor no lo está haciendo”. “Se les ve muy agarrotados, con mucha presión”, lamenta Jaime Agulló.
  • Atasco en el centro del campo sin Juergen. Este verano llegaron Isi Gómez y Roberto Olabe, además del polivalente Rubén Díez, para tratar de compensar la salida de Juergen Elitim en una posición, la de mediocentro, en la que tampoco continúan De Vicente ni Calavera. Hasta el momento, nadie ha sido capaz de llenar el hueco que dejó el colombiano, cuya baja es uno de los motivos que explican la falta de fluidez del equipo a la hora de hacer circular el balón en campo contrario. “Juergen era fundamental, un jugadorazo para la Primera RFEF”, destaca Agulló. “En el medio del campo Juergen era un futbolista importantísimo, por la izquierda Héctor tenía mucha llegada sobre todo en casa, William era desequilibrante y Miku era una referencia con calidad y gol a pesar de los años —enumera Traba sobre algunos de los que no siguen en la disciplina blanquiazul—. Para mí esta plantilla es peor, más floja que la del año pasado, por mucho que se diga que se mejoró el nivel”.
  • Delanteros todavía sin gol. La pasada temporada los puntas del Dépor sumaban nueve goles tras las primeras seis jornadas: cuatro Quiles, tres Miku y dos Noel. De los tres solo sigue el andaluz, que todavía no ha logrado inaugurar su cuenta anotadora en el presente curso. Ni él, ni tampoco ninguno de los tres futbolistas fichados este verano para la delantera: Kuki Zalazar, Max Svensson y Gorka Santamaría, el único nueve puro que hay en la plantilla. “No entiendo la cantidad de delanteros que fichas, si al final no les das minutos. El otro día el San Fernando jugó la última media hora con uno menos y el Dépor se dedicó a meter pelotazos arriba buscando segundas jugadas. Si ahí no entra Svensson, no sé cuándo le van a dar minutos”, razona Traba. Agulló, por su parte, echa de menos la mejor versión de Quiles. “Este año parecía que iba a ser el goleador nato, al no estar Miku, pero tampoco le están llegando balones en condiciones”, afirma el excentrocampista del Dépor. Ambos exfutbolistas aprovechan para solicitar un mayor protagonismo de los canteranos. “A Yeremay le daría alguna oportunidad más, porque es desequilibrante —reclama Agulló—y trataría de ir metiendo a algún chaval más. Es la manera de ir haciéndose. No sé si Mella o algún otro, pero seguro que lo harían igual o mejor que los que han traído”. Traba va más allá al considerar “denigrante que la plantilla que fue campeona de España juvenil no tenga más presencia en el primer equipo”.

Compartir el artículo

stats