Kiosco La Opinión de A Coruña

La Opinión de A Coruña

El Estado plantea la cesión de La Terraza de Sada a otra administración para poder rehabilitarla

Considera que es la “fórmula adecuada” para poder restaurar el inmueble, que se encuentra en el dominio público marítimo-terrestre y con la concesión caducada

Edificio de La Terraza, situado en Sada. | // VÍCTOR ECHAVE

La Terraza de Sada está inmersa en un limbo administrativo sin que haya avances públicos para su rehabilitación. Ocupa terrenos de dominio público marítimo-terrestre y permanece con la concesión en precario desde julio de 2018. La Dirección General de la Costa y el Mar denegó la solicitud de una prórroga del permiso concedido en 1922 a los concesionarios, que presentaron un recurso. Ahora el Gobierno central se pronuncia sobre este emblemático inmueble tras una pregunta del BNG en el Congreso de los Diputados. El Gobierno central asegura que “la reversión por caducidad de la concesión sitúa en estos momentos al Estado como titular del bien”, pero que esta situación “impide intervenir en el inmueble con cargo al programa del 2% Cultural” (ayudas para la recuperación del patrimonio), por lo que la “fórmula adecuada para poder rehabilitarlo pasaría por transferir su gestión a otra Administración pública y plantear una actuación cofinanciada con el Estado”.

El Ejecutivo central señala que según la legislación vigente “la única actuación posible de la Dirección General de la Costa y el Mar, en relación con los bienes de interés cultural, es el otorgamiento de la concesión”, por lo que plantea el cambio del titular de la gestión. Además, el Estado afirma que “no existe ningún impedimento a que el Ayuntamiento de Sada solicite la oportuna concesión”.

En cuanto al recurso interpuesto por los anteriores gestores, el Ejecutivo central indica que todavía no ha dictado resolución y que no consta que se haya iniciado un contencioso.

Esta respuesta llega tras una pregunta presentada por el diputado del BNG en el Congreso, Néstor Rego, que registró en marzo una proposición no de ley para instar al Estado a revocar de forma expresa la concesión administrativa de La Terraza, ya finalizada, después de que Transición Ecológica denegase la solicitud de prórroga.

En febrero de 2020, el Gobierno de Sada aprobó en pleno en solitario demandar la cesión del inmueble, como mejor opción para gestionar el BIC. El regidor, Benito Portela, apeló a la importancia de que el Concello lleve las riendas del edificio para poner en marcha las actuaciones precisas para su recuperación. PP y PSOE votaron en contra de la propuesta. Los socialistas alegaron dudas “jurídicas y éticas” y los populares cuestionaron que fuese la mejor opción para gestionar el bien.

El Consello da Xunta aprobó en el año 2020 el decreto por el que declaró Bien de Interés Cultural con la categoría de monumento La Terraza de Sada. La catalogación de este quiosco modernista de madera, hierro y cristal ubicado prácticamente a pie de la playa fue demandada insistentemente por el Concello y los colectivos culturales y se ha hecho de rogar. El Ministerio de Cultura apuró un primer intento en 1975 que no llegó a buen término y la Xunta retomó los trámites en 1995 y 2011. Ambos sin éxito.

La resolución de la Xunta llamaba la atención sobre el “precario” estado de conservación de este quiosco modernista, considerado un “superviviente único de la arquitectura recreativa del modernismo”.

Este antiguo quiosco de refrescos y golosinas, trasladado desde los Jardines de Méndez Núñez a Sada en 1920, presenta importante deficiencias en la carpintería, los elementos decorativos y forjados, que han llevado a los expertos en patrimonio a reclamar una intervención urgente.

Compartir el artículo

stats