Kiosco

La Opinión de A Coruña

La apertura de la piscina de Meicende, en Arteixo, está pendiente de pruebas y de contratar la gestión

El Concello prevé destinar 640.000 euros al recinto por año | Los usuarios deberán escoger entre este complejo deportivo o el de Arteixo porque el abono no será válido para los dos

Piscina municipal de Meicende, con la obra ya acabada y a la espera de su entrada en funcionamiento. LA OPNION A CORUÑA

La construcción de la nueva piscina de Meicende ya está finalizada y solo quedan por dar dos nuevos pasos para que abra sus puertas al público: la realización de las pruebas hidráulicas para comprobar que no hay ningún defecto y la contratación de una empresa que se encargue de la gestión de la instalación. Una vez superados estos dos trámites, los vecinos de la zona norte de Arteixo verán cumplida la vieja promesa de este complejo deportivo, de la que se viene hablando desde hace tres lustros.

El Gobierno local explica que realizará el llenado de los vasos para comprobar que no hay ningún fallo en el sistema, pero que no será en agosto, sino más adelante. El alcalde, Carlos Calvelo, señala que el motivo de no hacerlo ahora es la situación de “sequía” que existe en Galicia. El otro trámite que permitirá la apertura de la piscina está más avanzado, ya que el Concello inició recientemente el proceso administrativo para contratar a una empresa que se encargue de la gestión.

El contrato que ha licitado el Ejecutivo municipal para la gestión del complejo deportivo, que tiene una duración de tres años (con posibilidad de prorrogarlo otros dos más), es de prestación del servicio, no una concesión, con lo que las arcas municipales asumirán los gastos que se produzcan. En concreto, se ha establecido un sistema de pago con una parte fija y otra variable. La previsión es de destinar 640.000 euros al año.

La empresa adjudicataria deberá tener la instalación “en perfecta disposición de uso antes de la apertura de instalaciones al público”, dejar el recinto “en las debidas condiciones de seguridad y mantenimiento una vez se realice el cierre de las mismas”, según recogen las bases del contrato diseñado por el Ayuntamiento.

Vista exterior del inmueble desde la zona del embalse. | // LA OPINIÓN

La gestión de la piscina de Meicende será independiente de la de Arteixo, con lo que los abonos actuales de esta última no serán válidos para el complejo deportivo de la zona norte. Esta situación se prolongará hasta 2025, fecha en la que terminará la concesión del recinto de la capital municipal. La intención del Concello es unificarla en ese año.

La piscina abrirá de 7.30 a 23.30 horas en invierno

El edificio cuenta con tres plantas. La más elevada es la de acceso y cuenta con un vestíbulo con los servicios administrativos, dos salas de actividades y un gran ventanal que permite contemplar la piscina, que se encuentra en el nivel inferior. En el piso donde está la lámina de agua hay además una sauna, vestuarios y dos salas de actividades. En el sótano se ubican las tripas del complejo, con tuberías, bombas y depósitos de agua. La comunicación entre plantas se realiza por medio de escaleras y de ascensor.

Del 16 de septiembre al 30 junio el recinto abrirá de 7.30 a 23.30 horas de lunes a viernes, de 10.00 a 14.15 horas y de 17.15 a 21.00 horas los sábados, y los domingos y festivos, de 10.00 a 14.00 horas. En verano la diferencia es que lunes a viernes cerrará media hora antes, los sábados lo hará quince minutos antes y los domingos la apertura será una hora más tarde.

Compartir el artículo

stats