Kiosco La Opinión de A Coruña

La Opinión de A Coruña

Contratos menores de Oleiros: desde reparar la caja fuerte a una silla de juez de voley

El Concello utilizó este sistema, en el tercer trimestre, para renovar la red de saneamiento frente a Che Guevara o para comprar un casco para la moto del notificador municipal

Talado del árbol del castillo de Santa Cruz tras partir el tronco, en junio de este año. | // L.O. 

En plena época de los smartphones que son auténticos miniordenadores, aún siguen siendo útiles los viejos y entrañables Walkie Talkies, protagonistas de muchas infancias. La compra de un par, con auriculares, es uno de los contratos menores realizados por el Concello de Oleiros en el tercer trimestre de este año: son utilizados por efectivos de policía, ambulancias, bomberos y emergencias, entre otros (no cuestan y en algunas circunstancias funcionan mejor). Otra contratación curiosa fue la reparación de la caja fuerte de Hacienda, a donde van los ingresos de los impuestos y tasas, y que costó 249 euros.

El Ayuntamiento también recurrió al contrato menor, contactando directamente con una empresa, para retirar de emergencia el enorme árbol que se desplomó el pasado mes de junio sobre el muro del castillo de Santa Cruz, un ejemplar de más de cien años que se partió por unas rachas de viento. Fue necesario un contrato para apeo, por 1.028 euros; y otro de corte, apilado y retirada por 1.210 euros. No fue el único caso: también se hizo una poda y retirada de otro árbol en peligro de caída en el jardín de la biblioteca de Rialeda (por 1.892 euros) y el Concello además encargó por contrato menor un estudio del arbolado de dicha biblioteca para comprobar el estado de los demás ejemplares.

Uno de los contratos directos de mayor importe, algo más de 33.000 euros, se realizó para modificar la ubicación de las líneas aéreas de baja tensión y la de telefonía en las aceras de la avenida República de Argentina, desde Arillo a Lourido, una actuación muy demandada y que abonó el Concello. Otro contrato aún más elevado fue el de la creación de pasos elevados en las calles Fuxeira e Inglés en Perillo, que ejecutó la empresa López Cao.

Esta firma ejecutó el contrato menor de mayor importe del tercer trimestre, por 48.093 euros, y consistió en renovar la red general de abastecimiento de agua en el entorno del polígono 13, el suelo de ámbito comercial situado frente a la rotonda de Che Guevara, aún pendiente de desarrollo. El Concello también se encarga ahora de costear la toma de muestras del río de Santa Cruz, para determinar el estado de las aguas de baño de la playa de Santa Cruz.

El Ejecutivo local también se encarga, mediante este tipo de contratos, de reparar los vehículos municipales, la adquisición de numerosas revistas y publicaciones para las bibliotecas y colegios, comprar los fardos de leña para regalar en el pasado San Juan (1.754 euros) o encargar diversos vídeos de la costa de Oleiros y las zonas verdes, grabados con drones.

Otras contrataciones menores, sin concurso público, realizadas por el Ayuntamiento fueron la compra de un casco para el notificador municipal (que va en moto), la compra de una silla de juez para partidos de voley, o la compra de tickets para los turnos de los vecinos en las dependencias de Hacienda. La reparación de tres ventanas del despacho de Alcaldía o los gastos de la Foliada fueron otros de los desembolsos realizados.

En estos contratos figura que el Concello también compra en el chino, el de Iñás.

Compartir el artículo

stats