Tranvías contradice al Concello y niega que la concesión del bus haya finalizado

El director de la compañía señala que "mantiene su continuidad" después de que el Gobierno aprobase dos años de prórroga al considerar que la adjudicación acabó ayer

01.12.2016 | 09:08
Ignacio Prada, director de la Compañía de Tranvías.

El Gobierno de Marea, con la base de un reglamento europeo de 2007 que limita a 30 años la duración máxima de las concesiones en materia de transporte público que no fueron otorgadas por concurso, ha dado por "extinguida", como señaló el martes el alcalde, la adjudicación de la Compañía de Tranvías, aprobada en 1986. Por esta razón dio luz verde ayer, justo cuando expiraba la concesión en virtud de esta ley de la Unión Europea, a prorrogarla dos años. La empresa informó pocas horas después de que la concesión del servicio "no se está declarando extinta, sino que se mantiene su continuidad".

¿Extinción o continuidad? La elección del vocabulario importa mucho en asuntos delicados. "No tendría sentido extinguir la concesión sin tener previamente la aclaración de la Comisión Europea sobre la aplicabilidad de la normativa, así que de momento estamos en la misma situación", argumentó el director de la Compañía de Tranvías, Ignacio Prada, para sostener que la concesión "continúa" sin que se haya extinguido. "No vimos la palabra prórroga en ningún sitio. Entendemos que es una continuidad hasta aclarar este punto", añadió al referirse al acuerdo de ayer de la Junta de Gobierno Local.

El responsable de la concesionaria aludió así a la consulta al organismo comunitario, también aprobada ayer por el Gobierno municipal a petición de la propia empresa, que el Concello enviará a Bruselas para saber si la adjudicación puede continuar hasta la fecha determinada inicialmente en un pleno de 1986 durante el Gobierno de Francisco Vázquez, 2024, o si finalizará en 2018 tras la prórroga de dos años y será necesario convocar un concurso.

Prada manifestó su confianza en que se "logre aclarar esta situación" en un clima "de cordialidad" con el Ayuntamiento, después de que el martes Xulio Ferreiro comentase que en los próximos meses el Concello y Tranvías tendrán que revisar aspectos relacionados con el servicio, como la reordenación de las líneas del bus urbano, la reimplantación del carril bus o la fórmula matemática que establece las tarifas de los billetes cada año. "Siempre estamos en disposición de acordar y debatir las mejores condiciones del servicio. Pero ahora lo primero es lo primero: aclarar la situación jurídica de la compañía y el futuro de la concesión según lo que diga la Comisión Europea", dijo Prada.

El director de Tranvías comentó que el informe que encargó hace dos meses a un despacho de abogados comunitarios para evaluar la continuidad del contrato hasta la fecha acordada hace 30 años, el año 2024, señala que la extinción de la concesión podría causar "consecuencias jurídicas y económicas indebidas". Esta circunstancia es la condición por la que la ley europea, siempre que lo aprueba la Comisión, haría una excepción y mantendría la concesión hasta que expirase en 2024. El Concello ha elevado por ello la consulta a las altas instancias comunitarias.

Prada no concretó en cambio qué consecuencias económicas y jurídicas entraña la extinción anticipada de la concesión de Tranvías que señala el informe y trasladó el dictamen sobre las mismas a la Comisión Europea: "No cabe hablar de estos temas hasta que se aclare la consulta".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente

La constructora que convierte las obras de tu futuro hogar o negocio, en una experiencia extraordinaria está en Galicia

 

La presentación del coleccionable de LA OPINIÓN sobre los 110 años del Deportivo une en Riazor a la familia blanquiazul

 

esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine