La vida sigue igual

Entrenador nuevo, viejos males. Dos errores individuales de futbolistas importantes en el primer cuarto de hora y una roja a Juanfran descabalgan al Dépor de un duelo en el que remó y remó hasta casi rozar el empate

26.10.2017 | 23:40
La vida sigue igual

Nada ha cambiado. Dos errores individuales de tres jugadores llamados a ser capitales volvieron a descabalgar al Dépor de un partido. Un 0-2 en quince minutos que anuló cualquier propuesta futbolística y plan inicial y que le obligó a remar durante todo el duelo para acabar ahogándose en la orilla y ser goleado por una UD Las Palmas, a la que le vino todo de cara, igual que al Girona. Quizás más que una mera coincidencia. Muchos aficionados se fijarán en los evidentes brotes verdes de la segunda mitad que mostraron a un equipo ordenado y por momentos punzante que rozó la remontada, a pesar de estar con uno menos, y en las apariciones de futbolistas como Fede Valverde o Edu Expósito. Pero no llega, hay que ir más allá, con actitud crítica. La goleada sirve para espabilar al Dépor, para presionar a los jugadores y para pegarle un balonazo a esa ensoñación de que con echar a Pepe Mel estaba todo arreglado. No hay varitas mágicas y sí mucho trabajo por delante, pocas pruebas más palpables que la dudosa exhibición de esta noche.

La destitución del entrenador madrileño ponía el foco en la plantilla y el vestuario aguantó la luz ocho minutos. Poco importaba en el minuto 16 que Cristóbal hubiese desplegado un 4-1-4-1 que se convertía en ocasiones en 4-3-3, que hubiese apostado por recuperar a Tyton, por darle la alternativa a Edu Expósito o por centrar la posición de Fede Valverde, todo había saltado por los aires cuando su rival casi ni siquiera se había desentumecido. Balón por banda derecha, Juanfran sale a destiempo y Vitolo lo desnuda, y no es el primero esta temporada. El palo repelió el disparo del ex del Sevilla y cuando los blanquiazules creían que habían ganado una vida extra, ahí estaba la mano blanda de Tyton para regalar el 0-1 a Momo, a Las Palmas. El equipo de Ayestarán aguantaba y se desplegaba con calidad y el Dépor le ponía la alfombra. Lo de siempre. Y con futbolistas importantes como protagonistas. Ya no estaba Mel.

Por si el primer golpe no había sido lo suficientemente contundente, el equipo coruñés aún siguió un rato sesteando. Entre que había salido mejor en el arranque y se consideraba injustamente tratado y que había pagado con la pena máxima la primera jugada ofensiva de su contrincante, estaba tocado. Aun así, no terminaba de tensarse. La mejor muestra de esas recurrentes y conocidas desconexiones fue el despeje en semifallo de Sidnei en el segundo tanto. Y no es el primer error el brasileño esta temporada. Muchas veces en esas acciones destila un exceso de confianza que linda con la relajación. Tras el error, los canarios llegaron muy sueltos al balcón del área y la calidad de Vitolo en el pase hizo el resto. Gol de Momo, 0-2. Pitos en Riazor, el peor debut posible para Cristóbal y casi nada se le podía achacar.

El remate final al desastre fue la roja a Juanfran. Solo él y Mateu Lahoz sabrán en qué consistió el intercambio de palabras, pero parece complicado que un colegiado rompa un duelo así sin una causa justificada. Ese tercer golpe aturdió un poco más a los coruñeses. Les costó, se expusieron al 0-3, pero poco a poco empezaron a cumplir con aquel axioma de Helenio Herrera de que con diez se juega mejor que con once. No les quedaba más remedio que hacer un torniquete para frenar la sangre. Fede Valverde de lateral, repliegue y dos líneas de cuatro detrás de Lucas. Y a sufrir ante las largas posesiones de Las Palmas. Orden, el primer paso para ser competitivo, para que brote el talento.

El descanso le sentó bien al Dépor. Los últimos minutos del primer tiempo ya fueron un adelanto de lo que se vio tras pasar por el vestuario. El equipo había aprovechado esos minutos para hacer una base, para armarse, para recobrar la confianza y para pensar que, a pesar del 0-2, nada estaba perdido. Y por fin se mostraba ya ordenado y buscaba robar arriba y desequilibrar con Lucas, Bakkali, Fede Valverde e incluso Edu Expósito, que hizo un gran partido. No desentona en la élite ni mucho menos y ese no es un mal elogio.

En una de esas acciones, en un centro cerrado del belga, aparecía el coruñés por el centro del área y conseguía su primer gol de cabeza con la camiseta del Dépor. 1-2, minuto 60. Los jugadores creían, Riazor también. La eliminatoria seguía cuesta arriba, pero nadie le hacía ascos a un resultado terapéutico.

El primer problema fue que, cuando el Dépor necesitaba un segundo aire para rematar la faena, Las Palmas agarró la pelota y la escondió. El equipo coruñés jadeaba tras ella, pero supo aguantar y esperar su momento. Y lo tuvo y por partida doble. Fede Valverde soñará con esos dos remates, en uno se llenó de balón y en el otro no conectó el remate. Ese fue el segundo inconveniente, la falta de acierto y las múltiples manos de Lizoain, el mejor del partido junto a Vitolo. Los canarios sí tienen portero.

Cristóbal agotó pronto los cambios y aun así el Dépor estaba cada vez con menos oxígeno en el cerebro y viendo como se le escurría el duelo entre las manos. El primer gol de Calleri lo rompió finalmente todo y el último ya llegó con el duelo cuesta abajo para los amarillos, mientras algunos aficionados blanquiazules abandonaban Riazor mostrando su malestar con pitos y otros intentaban fijarse en los detalles para la esperanza. La travesía será larga, en tres dias llega otra batalla y el rival es conocido. Nada está perdido, nadie regalará nada.

FICHA TÉCNICA (Dépor-Las Palmas, 1-4)

Deportivo: Tyton; Juanfran, Schär, Sidnei, Fernando Navarro; Guilherme (Mosquera, min.71), Edu Expósito, Fede Valverde; Bruno Gama (Gerard Valentín, min.56), Lucas Pérez (Florin Andone, min.71) y Zakaria Bakkali.

UD Las Palmas: Raúl Lizoain; David Simón, Lemos, Bigas, Dani Castellano; Vitolo, Vicente Gómez (Hernán Santana, min.82), Javi Castellano (Samper, min.71), Momo; Jonathan Viera y Tana (Calleri, min.75).

Goles: 0-1, min.8: Momo. 0-2, min.16: Momo. 1-2, min.59: Lucas Pérez. 1-3, min.81: Calleri. 1-4, min.90: Calleri.

Árbitro: Mateu Lahoz, del colegio valenciano. Expulsó al jugador del RC Deportivo Juanfran en el minuto 24 tras sacarle una amarilla por falta a Jonathan Viera y, acto seguido, la roja por protestar. Además, amonestó amarilla a Viera (min.6), Tana (min.34) y David Simón (min.49) por parte de la UD Las Palmas; y a Edu Expósito (min.9) y Guilherme (min.38), por los locales.

Incidencias: Partido de ida de la eliminatoria de dieciseisavos de final de la Copa del Rey disputado en el estadio de Riazor ante 12.105 aficionados, según el Deportivo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Deportes


Eduardo Berizzo, entrenador del Sevilla.
Eduardo Berizzo padece cáncer de próstata

Eduardo Berizzo padece cáncer de próstata

El Sevilla ha confirmado que el técnico se someterá a varios exámenes para ver cuál es el...

Al Barça le vale con empatar en Turín para acabar primero

Al Barça le vale con empatar en Turín para acabar primero

El Juventus se encomendará hoy al Allianz Stadium, un campo en el que no pierde en Europa...

El Atlético, a ganar a la Roma y confíar en una carambola

El Atlético, a ganar a la Roma y confíar en una carambola

El Atlético necesita una carambola para pasar a octavos tras sus dos tropiezos ante el...

Empate épico de un Sevilla que aún tiene deberes por hacer

Empate épico de un Sevilla que aún tiene deberes por hacer

Los hispalenses se lo creyeron tras un baño del Liverpool, que ganaba 0-3 al descanso, y siguen...


El método Pereiro llega a Barcelona

El método Pereiro llega a Barcelona

El coruñés aspira a todo en el Nacional tras autoentrenarse en solitario en una modesta piscina de...

"Poco a poco la gente deja de ver las muletas para ver al jugador"

"Poco a poco la gente deja de ver las muletas para ver al jugador"

Juan Postigo Arce (Santander, 1996) nació con una malformación que hizo que su...

Buscador de deportes

Información patrocinada
Enlaces recomendados: Premios Cine