Dos detenidos en Betanzos por realizar gestiones documentales sin licencia

Un ingeniero agrícola jubilado y sin bufete y su colaborador retenían la documentación de las víctimas y, en algunos casos, exigían dinero para proceder a su devolución

15.06.2017 | 13:25

El equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Betanzos ha detenido a dos personas, un ingeniero agrícola y su colaborador, como presuntos autores de varios delitos relacionados con la labor realizada desde un bufete que ejercía su actividad de forma encubierta. En el marco de la operación Briperito han sido detenidos A.S.S., vecino de Betanzos, y J.F.R., residente en Cambre, a los que se les imputan varios delitos, entre ellos apropiación indebida, extorsión, falsificación de documento mercantil y estafa.
La Guardia Civil asegura que este ingeniero agrícola continuó ejerciendo su actividad profesional de forma encubierta pese a encontrarse jubilado y sin bufete. Los detenidos se apoderaban de la documentación que las víctimas le entregaban e incluso reclamaban dinero para proceder a su devolución. De este modo, en colaboración con esta segunda persona, A.S.S. atendía a clientes que recurrían a él con motivo de particiones hereditarias, compraventa de solares, levantamientos planimétricos, tasaciones y otras gestiones documentales.
Los detenidos se apoderaban de la documentación que sus víctimas le entregaban para que hicieran dichas gestiones. La segunda persona trabajaba desde una oficina ubicada en una vivienda unifamiliar de la localidad de Carral en la que figuraba una placa anunciando estas actividades agrícolas pese a carecer de licencia.
Por todo ello se procedió a la detención de A.S.S., quien admitió los hechos con ciertos matices y aseguró que la documentación se encontraba en poder de su colaborador y que éste la retenía y exigía entregas de dinero a cambio de su devolución. Añadió que era una víctima de esta persona, ya que éste extendía facturas a nombre del detenido falsificando su firma para posteriormente cobrarlas quedándose con las cuantías, un extremo que fue verificado por las declaraciones de testigos.
Tras localizar al colaborador, agentes del instituto armado procedieron a su detención. Durante el registro de su vehículo, la Guardia Civil localizó diversa documentación que fue intervenida, junto con otra gran cantidad que posteriormente entregó de forma voluntaria. Esta persona admitió los hechos, aunque descargó toda la responsabilidad sobre el anterior detenido. El instituto armado continúa con las pesquisas, pues podría haberse producido alguna fusión entre parcelas con posterior cambio registral a nombre de entes jurídicos o terceros compradores de buena fe.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es
Enlaces recomendados: Premios Cine