El Gobierno apuesta por cupos semanales o diarios para optimizar la pesca de sardina

López-Asenjo asegura que las medidas son necesarias para recuperar la especie y que entrarán en vigor a partir de 2018 - El Ejecutivo confía en un alza de la cuota de bonito

12.10.2017 | 02:47
Alberto López-Asenjo ayer, en Gijón, ante el buque oceanográfico ´Miguel Oliver´.

El secretario general de Pesca, Alberto López-Asenjo, aseguró ayer que es necesario tomar medidas para controlar el consumo de la cuota de sardina y planteó la posibilidad de establecer cupos diarios o semanales de capturas para recuperar la especie. "Está claro que debemos ir abandonando el modelo de pesca libre e ir hacia un modelo de gestión o autogestión de cuota semanal o diaria, como ya se produce en muchos casos en los que, además, se demostró que son modelos positivos", indicó el representante del Ministerio de Pesca durante su visita al buque oceanográfico Miguel Oliver en el puerto de El Musel (Gijón).

El objetivo de estas medidas, que el Ejecutivo prevé aplicar a partir de enero, es fijar cupos "lo suficientemente adaptados" para abastecer y llevar al mercado una cantidad de producto que permita alzas de precios que redunden en "la dignificación" de la actividad. López-Asenjo aseguró estar a la espera de conocer propuestas concretas y definitivas para someterlas a análisis, aunque explicó que "lógicamente" las medidas serán más o menos restrictivas en función de la gravedad del problema.

"Todos entenderán que se tomen las medidas con urgencia para que sean aplicables a partir del 1 de enero", aseguró el secretario general de Pesca en referencia al sector, al que considera consciente de la "difícil" situación en la que está la sardina. Precisamente, el cerco gallego y la flota de xeito no pueden capturar esta especie desde el pasado martes después de que el Gobierno decretase el cierre de la pesquería al agotar el cupo de este año. Los cerqueros habían propuesto al Ejecutivo central un límite semanal de 1.000 kilos por semana y barco al reabrirse el caladero el 25 de septiembre, con el objetivo de aprovechar el buen precio y las capturas el máximo tiempo posible, y se mostraron "sorprendidos" cuando dos semanas después de la reapertura se decretó el cierre definitivo.

El secretario general de Pesca también hizo referencia ayer al bonito del norte, del que aseguró que las proyecciones son "bastante favorables" por lo que le gustaría conseguir un incremento sustancial de la cuota para España si así lo consideran también las recomendaciones y dictámenes científicos. López-Asenjo indicó que, tal y como las reducciones se efectúan de forma gradual y progresiva, así se debe hacer con los incrementos para que sean "coherentes y consecuentes".

"Las previsiones científicas no son muy favorables", explicó el representante del Ministerio de Pesca en referencia al conjunto de las cuotas pesqueras, ya que considera que las negociaciones con Bruselas para fijar las cuotas de 2018 serán "duras" por el empeño de la CE de querer cumplir con el Rendimiento Máximo Sostenible (RMS).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine