18 de septiembre de 2019
18.09.2019

Una compañía internacional adquiere el edificio de las Inmaculadas por 7,6 millones

Un grupo con fuerte presencia de fondos de inversión firmó en 2018 una opción de compra con las religiosas por este inmueble de 6.000 metros cuadrados construidos y de 6 a 7 plantas

17.09.2019 | 20:35
Fachada del inmueble de las religiosas Inmaculadas (mitad de la derecha), que da a la Marina, y que se vende.

La congregación de religiosas de María Inmaculada ha apurado en estas últimas semanas en A Coruña el vaciado de su enorme edificio de la Marina, con fachadas a tres calles, pero ya hace casi un año que firmaron la venta con una sociedad perteneciente a un grupo empresarial con fuerte presencia de fondos de inversión internacional por un importe de 7,6 millones de euros.

ASG Homes Propcorp y las Inmaculadas firmaron un documento privado, que luego elevaron a público, en octubre del año pasado. Este documento es una opción de compra y en el momento de la firma la empresa ya abonó una parte del precio, concretamente 452.500 euros (más IVA), a deducir al final del importe total de 7.661.316 euros. Por este dinero, la compañía se hace con 6.000 metros cuadrados de superficie construida distribuidos en un inmueble que según el catastro tiene partes con seis plantas y otras con siete plantas.

ASG Homes Propcorp está formada por un conglomerado de sociedades. A 31 de diciembre de 2018, estaba integrada por East Hampton Partners Limited (40%), con sede en Londres; Fido Holding GMBH (10%), con sede en Berlín (Alemania) y Caveco Investments (40%), con sede en Madrid; y Gotrina (10%), también madrileña. Caveco tiene como administrador único a Jordan Betel, que también dirige ASG Iberia que opera en España bajo la marca comercial ASG Homes.

Este grupo busca oportunidades donde invertir los recursos captados por los fondos. El año pasado ASG Iberia agotó su quinto fondo (ahora va por el sexto), para el que disponía de 500 millones de euros y según declaraba a medios especializados su consejero delegado Víctor Pérez, el foco de inversiones se dirigía ahora a Valladolid, Zaragoza, Bilbao, Portugal... y A Coruña.

Este grupo internacional está especializado en construir conjuntos residenciales (ya los ha levantado en Marbella, Alicante, Valencia, Sevilla, Salamanca o Alcalá de Henares). También promueve hoteles, centros comerciales y gasolineras. El contrato de opción de compra con las Inmaculadas está inscrito en el registro y tiene un plazo máximo para su formalización de 18 meses. También puede cederlo a un tercero.

Las Inmaculadas, según explicó una de sus religiosas, tenían presencia en la ciudad desde 1936
. Contaban con residencia femenina para estudiantes (el curso 2017-2018 fue el último con alumnas, que habían bajado mucho en los últimos años) además de tener una parte dedicada a labor social de inserción laboral de jóvenes e inmigrantes.

En el semisótano tenían cuartos de aseo, cocina, lavadero, cámara frigorífica y tres aulas. En el bajo, la capilla, aseos y sala de visita. En el primer piso, enfermería, sala de recreo, dormitorios y aseos. En el segundo, comedor, sala de estar y dormitorios. También comedor, sala de conferencias, estudio, biblioteca y dormitorios en la tercera planta. La cuarta estaba totalmente dedicada a dormitorios y la quinta también, además de un comedor. En la sexta, sala de estar, aula, dormitorios y otro comedor.

El inmueble objeto de la venta suma en la fachada que da a la calle Santiago, frente a la Marina, hasta siete plantas. Sin embargo, la mitad de la fachada está dividida, la mitad de la derecha es de las religiosas y la de la izquierda, con locales en los bajos (inmobiliaria y peluquería), una segunda planta de oficinas y el resto pisos particulares (que no es objeto de la venta).

Uno se vendió no hace mucho por medio millón de euros. Esta mitad del edificio no es de las Inmaculadas pero sí tienen en ella la primera planta, donde está el colegio privado López y Vicuña, cuya titularidad han cedido este año a la Grande Obra de Atocha.

En este caso, la entrada es por la calle María Barbeito (que desemboca en María Pita). La parte del inmueble que da a la avenida y la plazuela de los Ángeles tiene cinco plantas, un bajo de doble altura y semisótano, todo de su propiedad. En el interior de este bloque también existe un patio descubierto.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es