30 de junio de 2020
30.06.2020
La Opinión de A Coruña

Edificios públicos, baches y farolas, mayores quejas de los vecinos de Arteixo en 2019

El Gobierno municipal recopila estas incidencias para conocer si los problemas comunicados por los residentes se han solucionado o se repiten con el paso del tiempo

30.06.2020 | 00:51
Unos operarios realizan tareas de mantenimiento en unas farolas en Arteixo.

El departamento de Obras del Concello de Arteixo recibió casi 4.700 avisos de los vecinos para realizar reparaciones durante el 2019. Estos son recopiladas todos los años por los técnicos municipales para conocer qué tipo de incidencias se repiten con más frecuencia en el municipio. Los inmuebles públicos son los que más quejas suscitaron por parte de los vecinos generaron. En total, se registraron 987. En este apartado se incluyen los edificios municipales como pueden ser los centros sociales de las diferentes parroquias, las dependencias del Ayuntamiento y los colegios, donde el mantenimiento depende de la Administración local. Pueden ser todo tipo de incidencias: fontanería, carpintería, alumbrado o albañilería.

Los avisos relacionados con baches también centraron buena parte de las quejas realizadas por los vecinos. Este apartado, que fue el segundo que registró más, engloba pavimentos de carreteras en mal estado y todo tipo de incidencias relacionadas, como pueden ser desprendimientos de tierras. El pasado año se produjo un importante incremento en estas quejas debido a que se produjeron numerosos temporales consecutivos, lo que elevó los desperfectos, según asegura el Gobierno local. En total, hubo 772 avisos el pasado año.

Las incidencias relacionadas con el alumbrado público también fueron numerosas. En concreto, el Concello contabilizó 750. Suelen aumentar a partir de octubre, cuando se incrementan las horas de luz y hay más temporales. Los eventos generaron 699 avisos en total. En este caso se trata de fiestas.

Mobiliario urbano y enseres fueron los apartados que menos avisos registraron el pasado año. El primero tuvo un total de 499 y el segundo, 478. Este último incluye los muebles y electrodomésticos que fueron retirados después de que los vecinos llamasen para solicitar este servicio especial de recogida.

La concejalía de Obras es la encargada de recopilar los avisos que realizan los vecinos por las diversas incidencias. Uno de los objetivos por los que las contabiliza es para conocer si las quejas se han solucionado o se repiten con el paso del tiempo, según explicaba el Ejecutivo municipal. Este sistema empezó a funcionar a mediados del año 2011.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
esquelasfunerarias.es