Bruselas descarta introducir un precio mínimo para la leche

La Comisión Europea admite "volatilidad de precios" y reconoce que el sector ha sufrido "una presión particular"

18.08.2015 | 17:39

La Comisión Europea ha admitido que existe "volatilidad de precios" en el sector lácteo y está "al tanto de la situación difícil a la que se enfrentan los productos de diferentes sectores en varios Estados miembro" pero ha descartado a priori la idea de introducir un precio mínimo para la leche que ha aprobado el Gobierno francés y estudia introducir España.

"No creo que estemos en un punto de definir la idea de un precio mínimo para la leche pero discutiremos las ideas sobre la mesa en el próximo Consejo de Agricultura" convocado por la Presidencia luxemburguesa de la UE el próximo 7 de septiembre en Bruselas de forma extraordinaria para discutir la crisis en el sector lácteo y otros como el porcino, ha explicado en rueda de prensa el portavoz de la Comisión Europea, Enrico Brivio.

"Estamos al tanto de la situación difícil a la que se enfrentan productores de diferentes sectores en varios Estados miembro", ha explicado el portavoz, que ha rechazado sin embargo valorar de forma "directa" las protestas en cada país.

El portavoz comunitario ha explicado que "las protestas también están dirigidas a la cadena de suministro". "Y esto también se debe analizar porque los agricultores también merecen ser pagados un precio justo por su producción", ha puntualizado.

"La Comisión está vigilando de cerca la situación y sigue en contacto con los Estados miembros y está lista para implicarse en discusiones con los Estados miembro para encontrar las respuestas adecuadas", ha precisado Brivio, que ha precisado que Bruselas mantiene "contacto informales" con varios países.

Preguntado si el Ejecutivo comunitario apoya la idea de garantizar un precio mínimo para los productores de leche como ha planteado Francia y estudia emular el Gobierno español, el portavoz ha explicado que Francia no le ha notificado las medidas aprobadas y ha descartado esta opción a priori de "definir la idea de un precio mínimo para la leche" pero está abierta a discutir "las ideas sobre la mesa" en la próxima reunión de septiembre de los ministros del ramo.

España estudia un precio mínimo

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, anunció el pasado 14 de agosto que ya ha encargado a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) que estudie si el modelo francés de imposición de un precio mínimo obligatorio para la leche se adapta a la legislación española tras admitir que cobrar por debajo del coste de producción supone "un negocio ruinoso".

"La idea del precio mínimo va en contra de la decisión de poner fin a las cuotas lácteas y dejar que el mercado se regule por la oferta y la demanda. La Comisión no puede evaluar la medida de Francia porque no sabe cómo se va aplicar en la práctica", han explicado a Europa Press fuentes comunitarias.

"No sabemos si el precio se aplicaría sólo a los productores franceses o también a los que exportan a su mercado. No se nos ha informado. La Comisión si tendría que aprobar medidas que potencialmente pudieran constituir ayudas de Estados o ver si son compatibles con las normas del mercado interior", han precisado las fuentes consultadas.

Bruselas ve positiva la perspectiva del sector lácteo a largo plazo

El Ejecutivo comunitario es consciente de que el sector lácteo ha sufrido "una presión particular" por distintos factores como "la ausencia del mercado ruso" por su veto a las exportaciones europeas pero también por "la situación general del sector lácteo a nivel mundial y la ralentización de las importaciones de algunos mercados relevantes como China".

"La presión particular para algunos sectores como el lácteo se debe a un amplio abanico de factores, de manera que tenemos que analizar de forma exhaustiva la situación. Hay volatilidad de precios de la oferta, una disminución de las exportaciones y podría haber también efectos exacerbados por el veto ruso", ha precisado Brivio, quien con todo ha dejado claro que "a pesar de esta volatilidad a corto plazo la Comisión cree que la perspectiva a largo plazo para este mercado es positiva".

Bruselas ha abierto la puerta a "medidas adicionales" de apoyo si es necesario dado que "continúa revisando la situación, también en relación a la cadena de suministro alimentario". "Y también está lista para apoyar a los productos para reforzar su posición negociadora vía organizaciones de productores", ha explicado el portavoz, que ha recordado que el Ejecutivo comunitario ya ha puesto en marcha ayudas con anterioridad para sectores en apuros como las ayudas al almacenamiento privado del porcino en marzo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

 

El periódico continuará ofreciendo, día a día, segundo a segundo a través de su web, el aire fresco que introdujo en 2000 en el panorama informativo coruñés

 

Enlaces recomendados: Premios Cine