Kiosco La Opinión de A Coruña

La Opinión de A Coruña

Los empresarios exigen cuanto antes el inicio de la cuarta ronda y la ampliación de Lavedra

Aplauden los avances en su tramitación, pero reclaman presupuestos y obras con la mayor brevedad ante los retrasos sufridos | Solicitan más agilidad en los trámites del vial 18

Autovía del puerto exterior, que se comunicará con la tercera ronda mediante la cuarta. La Opinión

El anuncio el pasado lunes de la ministra de Transportes, Raquel Sánchez de que el próximo año se licitará la ampliación de Alfonso Molina y de que la redacción del proyecto de la cuarta ronda saldrá a concurso en la primera mitad de 2023 es acogido con satisfacción generalizada por los colectivos empresariales, que sin embargo reclaman que los Presupuestos del Estado incluyan cuanto antes fondos para ambas actuaciones y que se liciten también con la mayor prontitud.

“Muchas veces el problema es no empezar, ya que lo que en principio iban a ser seis años se convierten en veinte porque no se empiezan a hacer las gestiones”, explica Teresa Firvida, gerente de la Asociación de Empresarios de Agrela, quien participó en la reunión de los empresarios con la alcaldesa, Inés Rey, y la ministra. Según detalla, este tipo de infraestructuras “no se hacen en un horizonte a corto plazo pero requieren que se pongan en marcha para que ese plazo se cumpla”, por lo que califica de “buena noticia” el anuncio de su licitación para el año que viene.

“Estaremos ahí para seguir empujando y que no solo se redacte el proyecto, sino que también se le dote de presupuesto para empezar a construirlo cuanto antes”, señala Firvida sobre la cuarta ronda, que es una demanda conjunta de los polígonos de Agrela, Pocomaco y Vío. “Llevamos esperando desde hace mucho tiempo la licitación de la redacción del proyecto constructivo, por lo que vemos el anuncio muy positivo”, manifestó sobre esta iniciativa. También expresó su deseo de que se agilice la tramitación del vial 18, la carretera que enlazará la tercera ronda con la AP-9, por considerarla “una pieza clave de movilidad para toda el área metropolitana” y añadió que la ampliación de Alfonso Molina “será muy positiva para todos”, por lo que reclama su ejecución.

“Es un avance grande porque llevamos cuatro años peleando por este anuncio que se estaba alargando en exceso”, comenta sobre la cuarta ronda Alfredo Candales, gerente de la asociación de propietarios del polígono de Pocomaco, quien afirma que este colectivo seguirá “peleando para que se haga lo antes posible y tenga consignación presupuestaria”. Candales confía en prorrogar la vigencia de la declaración de impacto ambiental ya efectuada mediante la realización de unas pequeñas obras en As Rañas y que luego que se licite la redacción del proyecto y a continuación el constructivo.

Aunque la construcción de la tercera ronda acabó con la congestión del acceso a Pocomaco en las horas punta, Candales expresa también su satisfacción porque se amplíe Alfonso Molina y exige que se construya además el vial 18, del que dice que “aportará con la cuarta ronda un nuevo entramado que creemos que es beneficioso tanto para A Coruña como para los ayuntamientos limítrofes”.

La Cámara de Comercio recuerda que reclama desde hace años la puesta en marcha de obras que considera “básicas para garantizar la competitividad del área económica de A Coruña” y destaca que la ampliación de Alfonso Molina, la cuarta ronda, la estación intermodal y el aeropuerto son “infraestructuras esenciales para mantener, retener y ampliar el ecosistema empresarial del área de A Coruña”. La entidad que preside Antonio Couceiro pone de relieve que alguna de estas infraestructuras “llegó incluso a estar presupuestada en los Presupuestos Generales del Estado”, por lo que ve imprescindible “el compromiso inequívoco de presupuestación, pero sobre todo el de ejecución en un plazo lo más corto posible”.

Para la Confederación de Empresarios de A Coruña (CEC), la ampliación de Alfonso Molina “supone una necesidad perentoria para garantizar el desarrollo de una actividad económica eficiente en la ciudad” y destaca que es “un proyecto con más de veinte años que se ha convertido en la gran prioridad de la ciudad y su comarca”. El anuncio por el ministerio de su próxima licitación es “un punto de inflexión tras dos décadas esperando una solución” del que espera que se convierta en realidad.

La cuarta ronda es, según la CEC, una de sus “reivindicaciones históricas” al considerarla “una infraestructura imprescindible para los polígonos de la ciudad, especialmente para el desarrollo de Vío”, ya que este polígono carece en la actualidad de un acceso propio que permita su comunicación sin atravesar Pocomaco.

La confederación asegura que este nuevo vial “también servirá para aligerar el tráfico en otras avenidas de la ciudad, al absorber parte de la circulación que se dirige a la carretera de Baños de Arteixo,” por lo que vaticina que su puesta en servicio también será beneficiosa para el polígono de Agrela y, por lo tanto, será una “actuación clave para mejorar la movilidad de la ciudad”.

Compartir el artículo

stats